cumulonimbusincusmamma.gif
mardeniebla.gif
transferenciadeenergia.gif

Las variaciones del campo magnético de la Tierra no son responsables del cambio climático actual, como ilustra este interesante artículo de la NASA

Flip Flop: Por qué las variaciones en el campo magnético de la Tierra no son responsables del cambio climático actual

La Tierra está rodeada por un inmenso campo magnético, llamado magnetosfera. Generado por fuerzas poderosas y dinámicas en el centro de nuestro planeta, nuestra magnetosfera nos protege de la erosión de nuestra atmósfera por el viento solar, la radiación de partículas de las eyecciones de masa coronal (erupciones de grandes nubes de plasma energético magnetizado de la corona solar al espacio) y de los rayos cósmicos del espacio profundo. Nuestra magnetosfera juega el papel de guardián, repele estas formas de energía que son dañinas para la vida, atrapando la mayor parte de ella de manera segura lejos de la superficie de la Tierra. Puede obtener más información sobre la magnetosfera de la Tierra en este enlace.

 

magnetosphere

La Tierra está rodeada por un sistema de campos magnéticos, llamado magnetosfera. La magnetosfera protege nuestro planeta de la radiación de partículas cósmicas y solares dañinas, pero puede cambiar de forma en respuesta al clima espacial entrante del Sol. Crédito: Estudio de Visualización Científica de la NASA

 conceptual animation of solar wind

Un flujo constante de material solar fluye desde el Sol, representado aquí en la representación de un artista. Este viento solar siempre pasa por la Tierra. Crédito: Laboratorio de Imágenes Conceptuales de Goddard de la NASA/Greg Shirah

 

Dado que las fuerzas que generan nuestro campo magnético cambian constantemente, el campo en sí también está en continua transformación, su fuerza aumenta y disminuye con el tiempo. Esto hace que la ubicación de los polos norte y sur magnéticos de la Tierra cambie gradualmente, e incluso cambie de ubicación por completo cada 300.000 años aproximadamente. Eso podría ser algo importante si utiliza una brújula, o para ciertos animales como pájaros, peces y tortugas marinas, cuyas brújulas internas usan el campo magnético para navegar.

 

Pulse aquí para descargar y ver el vídeo

El Sol desencadenó una serie de cuatro Eyecciones de Masa Coronal (CME) del 22 al 24 de mayo de 2010 mientras la nave espacial STEREO Ahead observaba la acción. En las imágenes del coronógrafo, el Sol, bloqueado por un disco oculto (visto en rojo), está representado por un disco blanco para mostrar su tamaño relativo. Las CME son grandes tormentas solares que expulsan mil millones de toneladas de materia a un millón de millas por hora o más. Crédito: NASA/Agencia Espacial Europea

 

Algunas personas han afirmado que las variaciones en el campo magnético de la Tierra están contribuyendo al calentamiento global actual y pueden causar un cambio climático catastrófico. Sin embargo, la ciencia no respalda ese argumento. En este blog, examinaremos una serie de hipótesis propuestas sobre los efectos de los cambios en el campo magnético de la Tierra sobre el clima. También discutiremos las razones basadas en la física por las que los cambios en el campo magnético no pueden afectar al clima.

 

Image of the average strength of Earth's magnetic field at the surface (measured in nanotesla) between January 1 and June 30, 2014

Image showing changes in Earth's magnetic field between January 1 and June 20, 2014 

Lanzada en noviembre de 2013 por la Agencia Espacial Europea (ESA), la constelación Swarm de tres satélites está proporcionando nuevos conocimientos sobre el funcionamiento del campo magnético global de la Tierra. Generado por el movimiento del hierro fundido en el núcleo de la Tierra, el campo magnético protege nuestro planeta de la radiación cósmica y de las partículas cargadas emitidas por nuestro Sol. También proporciona la base para la navegación con brújula.

Basado en datos de Swarm, la imagen superior muestra la fuerza promedio del campo magnético de la Tierra en la superficie (medida en nanotesla) entre el 1 de enero y el 30 de junio de 2014. La segunda imagen muestra cambios en ese campo durante el mismo período. Aunque los colores de la segunda imagen son tan brillantes como la primera, tenga en cuenta que los mayores cambios fueron más o menos 100 nanotesla en un campo que alcanza los 60.000 nanotesla. Crédito: Agencia Espacial Europea/Universidad Técnica de Dinamarca (ESA/DTU Space)

 

 

Hipótesis:

1. Cambios en la ubicación de los polos magnéticos